Tras casi dos años de espera, España incorporó en febrero a su legislación la nueva ley de mediación de seguros (IDD) aprobada por la Comisión Europea a mediados de 2018. La directiva, que busca reforzar la transparencia y garantizar la protección del cliente en el mercado comunitario de los seguros, será una novedad que tendrán que tener muy en cuenta los responsables de compliance de las entidades del sector. En torno a estas novedades giró la sesión impartida el pasado 17 de junio por Laura Duque, directora de Compliance y Riesgos de la Mutualidad General de la Abogacía, en el marco del ciclo de compliance en el sector financiero celebrado por la Asociación Española de Compliance (ASCOM).

Duque ofreció una sesión en la que repasó los principales cambios legislativos que tendrán que ser objeto de observación por parte del área de cumplimiento normativo. A grandes rasgos, el objetivo de esta nueva ley de mediación es evitar conflictos de interés, comportamientos propensos al riesgo y la desprotección de los clientes de aseguradoras y distribuidores, así como asegurar una competencia equitativa entre entidades. La nueva legislación también incorpora una serie de requisitos más exigentes para que mediadores de seguros complementarios y comparadores de seguros puedan operar en los estados miembros.

Entre las directivas transpuestas, Duque se detuvo en la Directiva de Implicación, que obliga a las compañías de seguros a ser más transparentes respecto a la implicación de sus inversores institucionales; así como en la Directiva IORP II, centrada en garantizar la protección de los partícipes y beneficiarios en fondos de pensiones.

En este sentido, la responsable de compliance resaltó dos novedades importantes para el área de cumplimiento normativo. Una de ellas es el establecimiento de “unos requisitos más exigentes” en todo lo relativo a la honorabilidad de los altos cargos de las entidades aseguradoras. “Hay un interés en intensificar la potencia supervisora cuando haya problemas de honorabilidad en los altos cargos”, subrayó.

Cambios para los fondos de pensiones de seguros

Duque también destacó los cambios positivos en relación a la actividad transfronteriza de los fondos de pensiones de seguros en Europa. Según precisó, “hasta ahora, un fondo de pensiones autorizado y registrado en España no tenía desarrolladas normas para que pudiera incorporar planes de pensiones sujetos a la legislación social y laboral de otros estados miembros”. Sin embargo, ahora es posible desarrollar un plan de pensiones sujeto a la legislación de otro país de la UE dirigiéndose a las autoridades de supervisión.

Aunque se han incorporado requisitos de gobernanza en este área, la especialista lamentó que la directiva sólo haga referencia a tres funciones clave (y no a cuatro, como las aseguradoras), ignorando la de cumplimiento normativo frente a la gestión de riesgos, la auditoría interna y la actuarial.

“Sí que se menciona el cumplimiento normativo, asegurando que se trata de la verificación del cumplimiento que debe acompañar al control interno”, pero “no se considera una función clave”.

La actividad legislativa en España

La norma comunitaria, que data de 2016 y que tendría que haber estado transpuesta en octubre de 2018 en todos los estados miembros, ha tardado en llegar a España. Duque lamentó que, pese a que nuestro país fue uno de los primeros en comenzar el proceso de transposición, “ha sido el último en culminarlo por los avatares políticos y parlamentarios”.

La transposición de la norma se realizó de urgencia tras la amenaza de Bruselas de llevar a España al Tribunal de Justicia de la UE debido a los retrasos en su aplicación. Su aprobación se produjo antes del estado de alarma derivado de la crisis del COVID-19, pero el decreto ley todavía se encuentra en tramitación parlamentaria dentro de la Comisión de Hacienda, donde se está sometiendo a un largo proceso de enmienda. Su confirmación, por tanto, “no se espera antes del verano”, según precisó.

Formaciones de libre acceso sobre compliance

La conferencia impartida por Duque formó parte de un ciclo de formación de cinco sesiones ofrecido de forma gratuita por ASCOM para profesionales de distintas áreas interesados en la relación entre el sector financiero y el cumplimiento normativo.

Desde que comenzó el estado de alarma por la pandemia del Covid-19, ASCOM ha celebrado, con un gran éxito de aforo, diversas sesiones online de formación de acceso libre que se han podido disfrutar de forma gratuita a través de plataformas de streaming. Algunos de los temas de actualidad que se han tratado en estas sesiones han sido la relación entre compliance y la incorporación de modelos de finanzas sostenibles o las últimas novedades relativas a MiFID II.